Las Family Office. Están invirtiendo.
30 noviembre, 2015
Ventajas de la monitorización de inversiones
26 enero, 2016

Suspendido el Plan General, ¿y ahora qué?

Últimamente es cada vez más frecuente encontrarse con planes generales de grandes municipios totalmente anulados, dejando en muchas ocasiones un escenario donde es complejo moverse a nivel urbanístico no sólo por la identificación y aplicación de las normativas adecuadas, sino porque suele haber un importante riesgo de anulación de los avances urbanísticos que se van obteniendo .

Con un plan general anulado se retoma el plan urbanístico vigente anterior o en su defecto las normas subsidiarias, hay municipios en los que se han llegado a  anular tres planes generales seguidos. Las anulaciones provienen de sentencias judiciales y suelen ser motivadas por errores formales en la formulación del plan general, acompañados en algunos casos con actitudes impositorias por parte de los estamentos. Esto puede afectar tanto negativamente como positivamente a los desarrollos, aunque lo más común son graves perjuicios para el proyecto.

En estos entornos es de vital importancia contar con un equipo urbanista que sea capaz de llevar a buen término cualquier trámite urbanístico por pequeño que este sea. La clave de estos desarrollos es ser sumamente exquisito con la aplicación del derecho urbanístico, la identificación de los stakeholders afectados y la aplicación de las normas y leyes adecuadas.

Por otro lado la experiencia dicta que lo mejor es asentar las posiciones de los activos para evitar que sean afectados por cualquier posible anulación, en urbanismo prevenir es ganar, falta que entidades financieras y propietarios estén dispuestos a dar ese paso necesario para asegurar el valor de sus activos.